Alhambra Sound Festival comienza su andadura con el pie derecho (Granada, 22.09.2012)

Granada (o “Graná”, según de donde sea uno) es una ciudad especial, donde además tenemos muy buenos amigos, así que como los planetas se alinearon cuadrando las agendas, allá que nos fuimos para disfrutar en buena compañía de la primera edición –deseamos que de muchas– del Alhambra Sound Festival.

Llegamos a la ciudad de la Alhambra bastante justos de tiempo, así que mientras comimos y nos pusimos al día con nuestros amigos, nos dieron casi las cinco de la tarde. A esa hora tan torera, entramos a la Plaza de Toros y ya estaban los chicos de Full sobre el escenario, por tanto –y muy a nuestro pesar– nos perdimos las actuaciones de Vigilando a Julia y Trepàt. Era la primera vez que veíamos a Full y quedamos gratamente impresionados. Los sevillanos ofrecieron una actuación bastante sólida y quedó patente que, a pesar de que la formación empezó a dar sus primeros pasos allá por 2009 y todavía no han publicado ningún largo, se han granjeado un gran número de seguidores. Aunque mucha gente se sabía la mayoría de las canciones, entre las más cantadas estuvieron “Otra vez” (primer single de la banda) y la versión que hicieron del tema de Dorian “A cualquier otra parte”.

Después del buen hacer de Full les llegó el turno a Plastic Frostik Machine (PFM) –que conocimos en el MadClub de Almería a principios de año–. Cuando PFM subieron al escenario se notó que jugaban en casa, porque mucha gente de la que estaba a la sombra se acercó al centro de la plaza para disfrutar con sus paisanos. Los granadinos presentaron una buena colección de temas con mucho ritmo y cantados en inglés, entre los que destacaron “Bye Bye”, “The room” y “Tonight”. La anécdota de su actuación fue cuando se quedaron sin sonido y la organización les hacía señas de que no sabían que pasaba. Tras unos cuantos minutos de incertidumbre y nervios, el sonido volvió y la banda pudo reanudar el espectáculo. Aprovecharon la ocasión para anunciar la salida al mercado de un largo, si todo va bien, antes de fin de año. Al finalizar su participación en el festival, el público pidió más y la banda estaba dispuesta a dárselo, pero la organización no lo permitió. Habría sido todo un detalle que les hubieran dejado tocar un tema más, máxime cuando perdieron tiempo de su actuación por algo externo a ellos.

Cambiando totalmente de tercio, subieron al escenario Guadalupe Plata. Los de Baeza atesoran una fiel legión de seguidores y eso se notó en el Alhambra Sound, porque con ellos fue cuando el recinto empezó a verse más frecuentado. Sin interactuar apenas con el público, el trío fue desgranando su repertorio de música oscura, basada en sonidos que navegan entre el blues y la psicodelia. Para los que no somos seguidores de la banda, su actuación se nos hizo un poco difícil de asimilar, pues a veces la distorsión era tal que llegaba a ser molesta. Pero puede ser que no entendiéramos su propuesta, porque gran parte de los asistentes estaban encantados con ellos.

Tras la actuación de Guadalupe Plata, llegaba la hora de los pesos pesados del festival. El triplete compuesto por Second, Supersubmarina y Fuel Fandango comenzó con los murcianos, que salieron al escenario como siempre, llenos de energía y dispuestos a quemar todos los cartuchos para ofrecer una gran actuación. Con un sonido excelente y un set list compuesto principalmente por temas de sus tres últimos discos, Second hicieron bailar y disfrutar a los asistentes, pero también hubo espacio para la dulzura en su actuación con el tema “En pequeñas cosas”. La banda se mostró muy compenetrada tanto entre sí como con el público, un público que se dejó llevar desde un principio por la senda que iba trazando Second mientras avanzaba la noche. Para terminar su actuación eligieron el tema “Rodamos” y Sean Frutos lo empezó a cantar subido al andamiaje de los focos, asegurando que era la última vez que lo hacía –y menos mal, porque es algo peligroso y no hay necesidad de llevarse un susto–. No quisieron marcharse sin antes dar las gracias a la organización, a los técnicos y todo el personal del festival por su buena disposición y al público por su buena acogida, además también saludaron a todas las bandas que compartían cartel.

Entre actuación y actuación Francis For Fiesta DJ y Señor Rosa DJ amenizaban la espera pinchando una gran selección de temas, por lo que las pausas se hacían más llevaderas. Sin embargo, la de antes de Supersubmarina se dilató demasiado. Cuando los de Baeza salieron a escena el público estalló en aplausos y vítores. Tras el primer tema, José “Chino” explicó que habían tardado tanto porque unos focos habían decidido no funcionar, y que finalmente decidieron salir aunque no se hubiera solucionado el problema y el espectáculo quedase algo deslucido. Añadió que, al tratarse del primer año del festival, siempre había cosas que mejorar. En eso estamos de acuerdo, siempre se puede mejorar, y podrían empezar por aplicarse el cuento ellos mismos. Esto lo digo porque, a pesar de su entrega y la energía que irradiaron sobre el escenario, muchas veces éstas no iban acompañadas de un sonido a la altura de lo que cabría esperar de un cabeza de cartel.

Durante su actuación fueron alternando temas de sus dos largos y del EP que publicaron entre ambos, haciendo varios guiños a Granada con el cambio de algunas letras como la de “Kevin Mc Alister”. Para Supersubmarina, tocar en Granada era algo especial y el frontman de la banda confesó haber estado toda la semana pensando en cómo presentar el tema “LN Granada” en una ocasión tan especial. Si bien es cierto que el público disfrutó y se entregó a cantar todo y cada uno de los temas del set list, con “LN Granada” la complicidad con el público fue máxima. Esperamos poder volver a ver pronto a Supersubmarina y que suenen a la altura de lo que sabemos que pueden sonar.

Era cerca de la media noche cuando el escenario comenzó a llenarse de flores, señal inequívoca de que había llegado el turno de Fuel Fandango. La formación, que está encarando la recta final de su gira antes de centrarse en la grabación de su nuevo disco, salió a escena con una gran acogida por parte del público. Fuel Fandango son una apuesta segura y en el Alhambra Sound lo demostraron, haciendo bailar y saltar a todos los presentes durante toda su actuación. El buen hacer de Nita sobre el escenario, tanto vocal como estéticamente, hizo que los piropos y vítores fueran una constante. Ale Costa y Nita se mostraron muy agradecidos por la buena acogida que habían tenido y por el buen trato que les estaban dando en el festival, además Nita confesó que para ella tocar en Granada era especial porque de pequeña había visitado mucho la ciudad. Y así, bailando al son de temas como “Driving fast”, “Just” o “Mokey” y casi hipnotizados por los movimientos de manos y abanico de Nita, llegamos al final del concierto sin darnos cuenta. Para terminar, eligieron el tema “Always searching” y Nita pidió al público que se arrodillase “No quiero sosos, aquí sosos no, así que todo el que pueda, al suelo” para hacernos luego subir de un salto con un estallido musical y el brillo de los confetis rojos que salieron de sus manos.

Y tras ese broche de oro, abandonamos la Plaza de Toros de Granada, cansados pero felices y satisfechos de haber disfrutado de una jornada musical y festiva de las que es difícil olvidarse. Esperamos poder volver el año que viene. Larga vida al Alhambra Sound Festival.

Álbum de fotos

Anuncios

Un comentario en “Alhambra Sound Festival comienza su andadura con el pie derecho (Granada, 22.09.2012)

  1. Pingback: AHS 2014, una cita que no debéis perderos | El Erizo Albino

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s